GLP para vehículos

glp para vehiculos

Existe mucha curiosidad en cual será el modo de propulsión que utilizaremos para los vehículos. Pero el GLP sin duda será de los más utilizados. Después de que se produzca la desaparición del gasoil, el GLP dará un salto aún mayor como opción de propulsión para los coches. El GLP tiene  grandes ventajas: cero contaminación, dar alta potencia a los coches y fácil repostaje .

Recorrer grandes distancias ha implicado para el hombre un reto constante que, gracias a su ingenio ha podido ir solventando poco a poco. A pesar de los avances significativos que los humanos fueron teniendo para recorrer distancias largas en tiempos cortos, el desafío siempre ha ido en incremento pues, con la llegada de los medios de transporte, en especial los vehículos, la contaminación ambiental empezó a aumentar.

Es mediante esta necesidad, aunada a otras, que el GLP (Gas Licuado de Petróleo), entró al mundo automovilístico, por allá al inicio de los años 1900; sin embargo la aceleración de su uso empezó para finales de los años 70, cuando la gran crisis del petróleo indujo el auge de este combustible.

 En ese sentido, conseguir un combustible menos nocivo para nuestro ambiente ha sido sin duda alguna, uno de los mejores logros para la ingeniería automovilística; no solo por lograr la reducción del dióxido de carbono (CO2) en el ambiente, sino por abaratar costos al momento de surtir el auto de combustible.

 ¿Qué es el Gas Licuado de Petróleo o GLP?

El Gas Licuado de Petróleo es un combustible proveniente de la mezcla de dos gases muy conocidos, Propano (C3H8) y Butano (C4H10); estos bajo una presión no muy alta, pueden ser licuados y convertidos en lo que hoy se conoce como GLP. La característica primordial que se le da mediante este proceso, es el de pasarlo de estado gaseoso al estado líquido.

 A diferencia de lo que podamos imaginar; este combustible proviene tan sólo un 30% de refinación; mientras que en su mayoría (70%) se origina de yacimientos de gas natural y de petróleo. Evidentemente su mayor utilidad va dirigida al mundo automovilístico; ya que, en comparación con otros carburantes, este proporciona mayores ventajas, en especial para el medioambiente.

 

Beneficios de usar GLP

Las ventajas de usar automóviles a GLP son muchas pues, este combustible ha resultado ser la opción más viable observado por los expertos luego de la gran crisis del petróleo; hecho que permitió entender que la comercialización de este combustible podía ser mucho más ventajosa económicamente hablando.

 

Es así como, entre los beneficios más visibles observados en el uso del gas licuado de petróleo se encuentran:

  • Menor contaminación, los automóviles a GLP emiten menos dióxido de carbono (CO2), estos producen un 15% menos de este compuesto en comparación con aquellos autos a gasolina o diesel. Por otro lado, estos vehículos tienden a expulsar menores cantidades de partículas.
  • Motor protegido, el combustible GLP mantiene el motor con menor cantidad de residuos o partículas en su interior. Esto es bastante notorio a través del aceite; ya que al ser revisado después de kilómetros de uso, se puede observar un aceite casi nuevo, prácticamente como se recién se acabara de colocar.
  • Ahorro económico, en comparación con vehículos a gasolina, los de GLP tienden a producir menores gastos al momento de llenar el tanque nuevamente. Básicamente, con este sistema se puede ahorrar hasta 45% del presupuesto utilizado generalmente para gasolina.

Al hablar de reducción de costos, no se puede dejar de mencionar que, este sistema también hace posible un gasto menor en cuanto al mantenimiento del motor de auto.

  • Autonomía, los automóviles con el sistema de GLP, tienden a rendir mucho más que un auto a gasolina pues; estos tienen tanques o depósitos dobles; uno para el gas y otro para gasolina.

 Esto resulta ser realmente ventajoso; ya que, por medio de ello, el conductor tiene la posibilidad de elegir en cualquier momento, con cuál de los dos sistemas desea que trabaje el vehículo.